A PROPOSITO DE NADA

Por MAGIC N

Ya he visto ‘La Última de los Coen‘, un peñículo que cuenta la vida de un perdedor antipático que vive en una ciudad fría y mierdera.

Al salir del cine lo primero que he pensado ha sido “que jodida pérdida de tiempo”. Pero he seguido pensando en ello y me ha parecido tamaña pérdida de tiempo que he deducido que no ha podido ser accidental.

Este peñículo está tan sumamente vacío que sospecho que es un (ojo aquí, perdón 😦 ) #metacomentario sobre la inutilidad de la nostalgia y la inevitable decepción y vacío de aquellos que la buscan.

Metámonos en farina.

La peli no tiene absolutamente nada. No tiene buenos diálogos, no tiene humor, no tiene amor, no hay dolor, no hay conflicto, no hay emoción, no hay miedo, el protagonista no cae bien, tampoco cae mal, no hay nada.

Pero la inutilidad de A Propósito de Llewyn Davis no acaba ahí. Los Coen se centran justo en una época del Village de NY en la que no pasó absolutamente nada. Según el folio que tienen en la puerta del cine, cuando algún dinosaurio pedante habla de ‘la escena’ de aquella época y la chingada, empieza a contar a partir de 1961, que fue cuando Bob Dylan se mudó allí.

Esta peli retrata justo los meses/años previos al principio.

Ni siquiera es una recreación obscena de #Dylan y todo el rollo, sino que justo deciden retratar los años en los que aun no pasaba nada, la época estéril.

En la historia que sigues no pasa absolutamente nada. Un tal Llewyn se arrastra por NY y Chicago, con una guitarra mierdera y un gatete a cuestas. Los paisajes no son bonitos. Los diálogos no son entretenidos ni inteligentes ni ingeniosos ni graciosos. La historia que te están contando es una lenta y vacía decepción de dos horas de duración.

"Dame tu dinero y mírame la cara"
“Dame tu dinero y mírame la cara”

Es más: la inutilidad de esta peli llega hasta el extremo de acabar justo donde empieza.

No como flashback, ni como ‘ciclo’ ni mierdas asi. Acaba en el principio para restregarte aun más por la cara que todo esto que has visto, todo esto por lo que has pagado, ha sido en vano. Las dos últimas horas de tu vida se han ido en algo absolutamente inútil. Has vuelto a la jodida primera casilla.

Pero qué es inútil?

La nostalgia.

#Retro
canteeeo tuuu¡¡¡

En la publicidad y el marketing de la peli te están prometiendo una especie de Sugarman 2, un viaje instagrámico por los ‘años dorados del folk’, una versión #Coen del documental que hicieron sobre Bob Dylan, una nueva versión del otro documental de Scorsese que hizo sobre George Harrison.

Esperas que Llewyn vaya a ser un cantante famoso, un Rodriguez por (re)descubrir. La gente va a verla esperando una especie de orgía #vintage con música de Mumford & Sons y hombres caucásicos de los 60. Quieren filtros para instagram y encuadres para #Pinterest. Diálogos de mierda que subtitular y postear públicamente para hacer gala de algún tipo de inteligencia críptica y superior. Se esperaba la enésima celebración del parto del anciano enfermo que hoy es la cultura popular occidental de la segunda mitad del siglo XX.

Flayer del año 2014 d.C
Flayer del año 2014 d.C

La gracia es que en A Propósito de Llewyn Davis no hay nada de eso.

La nostalgia por una época que nunca vivimos es algo realmente patético y una pérdida de tiempo. Es un esfuerzo inútil por recuperar algo que no existe, pero aun peor, que nunca llegamos a tener. Por lo tanto, la película esta absolutamente vacía y lo único digno de atención es que es una carcasa por la que el público senil de Madrid paga 9 euros.

La película solo se puede entender como objeto, no por su contenido. Es una bofetada en la cara a la tercera edad y a sus discípulos treintañeros viejóvenes que esperaban una erección recordando tiempos en los que la segregación racial aun existía.

A Propósito de Llewyn Davis está completamente vacía y es una película perfectamente inútil porque aquello que has ido a buscar al cine no existe y deberías dejar de hacer el pendejo.

Y ahí está lo bueno de esta peli:

Si odias los 60, no vayas.

Si desearías haber nacido en los 60, ve a verla y estréllate la cara contra A Propósito de Nada.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s